Marketing taurino. Ferias entre ferias

Marketing Taurino

 

Ferias entre ferias

 

Ya hemos analizado como en la mayoría de las plazas de toros se debieran trasladar las celebraciones taurinas a las tardes de los sábados. Al mimo tiempo, también se debieran revisar los horarios en que se celebran. Seguramente, las cinco de la tarde ya no sea el horario más adecuado. Pero este análisis los dejamos para otra ocasión. Lo que hoy queremos proponer tiene que ver con las medidas que habría que tomar para hacer económicamente viables los espectáculos que se programan fuera de las grandes ferias, especialmente, en las plazas de temporada completa, que en realidad no son más que las de Madrid, Sevilla y, tal vez, Valencia.

 

Bien es verdad que en los abonos madrileños de San Isidro y de Otoño son rentables desde el punto de vista financiero, como también debieran serlo los correspondientes a las feria de abril, Castellón, Valencia, Pamplona, Bilbao, Zaragoza…El problema está en los festejos que se programan fuera de las fechas señaladas anteriormente que, en general, son deficitarios lo que hace que cada vez sea menor el numero de festejos que se programan.

 

También es verdad que las empresas ,en general, son muy poco imaginativas. Aunque, este ultimo año parece que algo se mueve al respecto. Por poner un ejemplo práctico, en Las Ventas, mas o menos, se programan una veintena de festejos entre sus dos ferias más importantes, que con casi total seguridad son deficitarios. Entonces ¿Por qué, esos meses de temporada baja no se pone el foco en una oferta de festejos diferente a la actual? Bien, promoviendo segundas ferias con los espadas y las ganaderías de segundo nivel que no han encontrado un puesto en San Isidro, o de rejoneadores hispanos & lusos? ¿O, se programa una feria de novilleros que conlleve la consecución de un premio que de derecho a vestirse de luces un numero determinado de festejos?

 

En la que respecta a la promoción de estos tipos de espectáculos ¿Por qué no se realizan abonos a precios súper populares? ¿Cuál es la ocupación de estas corridas: el 20-30% del aforo? ¿Porque no se realizan ofertas especiales para grupos y otros colectivos? ¿Porque no se comercializan estos paquetes en las agencias de viaje online y hoteles? ¿Porque no se hacen promociones del tipo de dos por uno? ¿Porque no se marcan dos únicos precios para las entradas de sol y sombra? ¿Porque no se anuncian tarifas muy baratas para los jóvenes de entre 18 a 30 años y mayores de más de 60? ¿Porque no se regala una consumición junto con la entrada? En fin, se nos ocurre muchas mas ideas promocionales para intentar que los aficionados retornen a los tendidos los días que no actúan las  figuras del toreo y, sobre todo, para conseguir que los espectáculos sean económicamente rentables. Las empresas tienen la ultima palabra.

Antonio Fernandez Casado

www.editorialacatedra.com

6 de julio de 2014

Comments are closed.